Palabras claves: EJERCICIOS/REMO/ENTRENAMIENTO DEPORTIVO

Título: Propuesta de un conjunto de ejercicios para mejorar la ejecución técnica de las atletas de la categoría peso abierto en la preselección nacional de Remo.

Autor: Lic. Arturo E. Salfrán Díaz.

Centro de procedencia: ESFAAR “José Smith Comas.”

Fecha de publicación: 4 de octubre del 2011 

Resumen:  

REMOEn la actualidad los entrenadores y demás dirigentes del proceso de entrenamiento deportivo tienen como reto la perfección del control de la técnica, ya que a través del control se mide y evalúa el estado de la preparación técnica de los deportistas. La preparación técnica es uno de los componentes de la preparación física el  cual es fundamental en el rendimiento deportivo de todos  los deportes y el Remo no  es una excepción,  es uno de los factores que más inciden en él directamente. Por esta razón los entrenadores de Remo evalúan sistemáticamente el estado técnico de sus atletas, sin embargo, estos aún presentan errores fundamentales y secundarios en su ejecución, como es el caso de las remeras de peso abierto de la preselección nacional. Para solucionar esta problemática el autor propone  ejercicios para mejorar la ejecución técnica de estas atletas, los que están fundamentados en la concepción de Chuter, Nilsen y Postiglione (2008). Reconocidos entrenadores, de gran prestigio a nivel mundial. La propuesta se basa en ejercicios que permiten un mejor y mayor dominio del bote, mejorar la ejecución técnica, equilibrio y coordinación de los diferentes planos musculares en el momento de aplicación de la fuerza. Para este trabajo utilizamos  los  siguientes métodos de investigación, como son:

-Métodos teóricos. (análisis-síntesis e inducción-deducción).

-Métodos empíricos (revisión documental, observación, entrevista y consulta a especialistas).

-Métodos estadísticos (media aritmética).

Texto completo

INTRODUCCIÓN.

Reseña Histórica.

Desde siempre, el hombre tuvo la necesidad de desplazarse; con el desarrollo de su cerebro fue creando sus propios medios para transportarse por el agua surgiendo las canoas que inicialmente fueron troncos con huecos abiertos, hasta la aparición de las canoas, que se muestran en muchas de las figuras que recoge la historia.

Las antiguas culturas de China, Mesopotamia, Fenicia, Egipto, Grecia nos han dejado diversos testimonios gráficos sobre la práctica del Remo. Pero se dice que los chinos fueron los primeros en emplear el Remo como un deporte. La historia ha reflejado dibujos egipcios que datan del año 6000 antes de nuestra era, sobre Regatas de Remo con embarcaciones de fondo plano, en Siam.

No fue hasta el siglo XVIII que se tiene conocimiento de una regata de Remo debidamente organizada. Thomas Dogget convocó en agosto de 1715 a una regata con embarcaciones de seis remeros, sobre el río Támesis, desde London Bridge hasta Chelsea. No obstante, atendiendo a todo lo anteriormente expuesto podemos decir, que no fue hasta la llegada de los Juegos Olímpicos Modernos, que el deporte de remo adquiere popularidad mundial.

Si tenemos en cuenta el Remo como deporte, el Remo Olímpico, el reconocido en los estatutos y reglamentos de la Federación Internacional de Sociedades de Remo (FISA), podemos señalar, con certeza, que las regatas de Remo en Cuba tienen su inicio anteriormente al  31 de Julio de 1910 en la playa de Varadero, o sea, que mucho antes a esta fecha, ya se realizaban competencias de Remo en diferentes lugares de Cuba según las investigaciones realizadas por el Especialista principal del Remo cubano, Norge Marero González.

Los mejores resultados obtenidos por el Remo a nivel mundial son el 5to lugar obtenido por el 2+ (doble con timonel) en los Juegos Olímpicos de Barcelona 1992 tripulado por Arnaldo Rodríguez, Ismael Carbonell y el timonel Roberto Ojeda, con el entrenador Wilfredo Fernández y la medalla de oro obtenida en el 1XFPL (single femenino peso ligero) con Ismarai Marrero y su entrenador Juan Carlos Reyes, en una Copa del Mundo en el año  2007.

Estos resultados son producto del proceso de entrenamiento científicamente planificado por los entrenadores en colaboración con los profesionales de las diferentes ciencias del deporte, destacando el personal medico deportivo, que diseñan las estrategias más adecuadas para que los atletas obtengan los cambios fisiológicos necesarios.

De poco servirá obtener gran fuerza, resistencia muscular y absorción de oxígeno, si estas cualidades no pueden mejorar la velocidad de la embarcación. Analizando el Remo, podemos observar que se halla sometido a leyes física que son por todos conocidas y que constituyen la base del desarrollo dentro de la técnica de Remo.

Por ello la técnica es un factor importante del cual depende el rendimiento deportivo. Pues si la técnica deportiva es la forma racional de realizar un movimiento según diversos autores, entonces en la medida que los remeros sean capaces de perfeccionar la técnica de remar podrán racionalizar  sus energías y serán más eficientes durante la competencia.

En la actualidad los entrenadores de Remo de la selección nacional han manifestado en diversas reuniones (reunión de la Comisión Técnica, reunión de Cátedra, análisis de los entrenamientos con los atletas) la existencia de errores en la ejecución técnica de los atletas de la preselección nacional de Remo, para lo cual han trabajado utilizando diversos métodos y medios, pero aún falta mucho por hacer en ese sentido.

Muchos son los motivos que fundamentan la necesidad de mejorar la ejecución técnica de las atletas peso abierto de la preselección nacional de Remo y elevar la calidad de cada remada y buscar niveles superiores del rendimiento deportivo.

Justamente este es un desafío en el cual se encuentra enfrascada la Comisión Técnica Nacional de Remo en conjunto con diversos especialistas, a pesar de que el Remo cubano ha logrado resultados considerables, pero aún así hay que continuar preparándose para alcanzar las medallas en los próximos eventos internacionales.

Esperamos seguir profundizando en la preparación técnica durante el entrenamiento que se realiza empíricamente, lo cual conspira para que los resultados sean mejores, pues los entrenadores no disponen de las herramientas biomecánicas necesarias para hacer el análisis de la ejecución técnica de sus atletas.

Todo ello nos conduce a plantear como situación problémica la existencia de errores en la ejecución técnica de las atletas de la categoría peso abierto de la preselección nacional de Remo y la necesidad de instrumentar nuevas vías para corregir estos errores.

Problema Científico:

  • ¿Cómo mejorar la ejecución técnica de las atletas de la categoría peso abierto de la preselección nacional de Remo?

Para darle solución a este problema se propone el siguiente objetivo:

  • Mejorar la ejecución técnica de las atletas de la categoría peso abierto de la preselección nacional de Remo, mediante la aplicación de  un conjunto de ejercicios.

Para dirigir este trabajo se formularon las siguientes preguntas científicas:

  1. ¿Qué referencias teórico - metodológicas existen sobre la ejecución técnica de Remo y su aplicación a las atletas de la categoría peso abierto de la preselección nacional de Remo.
  2. ¿Cuál es el estado actual de la ejecución técnica de las atletas de la categoría peso abierto de la preselección nacional de Remo.
  3. ¿Cuáles ejercicios serían los más adecuados para mejorar la ejecución técnica de las atletas de la categoría peso abierto de la preselección nacional de Remo.

Para encontrar la respuesta a estas preguntas y darle cumplimiento al objetivo se trazaron las siguientes tareas:

  1. Determinación de las referencias teórico - metodológicas que existen sobre la ejecución técnica  de Remo y su aplicación a las atletas de la categoría peso abierto de la preselección nacional de Remo.
  2. Evaluación del estado actual de la ejecución técnica de las atletas de la categoría peso abierto de la preselección nacional de Remo.
  3. Determinación de los  ejercicios para mejorar la ejecución técnica de las atletas de la categoría peso abierto de la preselección nacional de Remo.

Aporte práctico:

Este consiste en la aplicación de una alternativa metodológica que incluye la utilización de ejercicios que contribuyen al mejoramiento técnico de atletas con problemas en la ejecución del movimiento de Remo en la preselección nacional, como paliativo a la falta de medios de la biomecánica en la parte práctica del Remo.

 

DESARROLLO

FUNDAMENTACIÓN TEÓRICA.

Reseñas Técnica. 

El Remo como deporte se encuentra dentro de los denominados deportes cíclicos, Bompa, 1995 (2) afirma que estos deportes se caracterizan por una repetición del acto motor, y que tan pronto como se aprende el ciclo motor este se repite continuamente por un largo período de tiempo. El objetivo es obtener la máxima velocidad de desplazamiento y esta velocidad depende de: La perfección del ciclo de movimiento, así como la habilidad y voluntad del remero para soportar la fatiga manteniendo esta velocidad.

Bompa: Señala que de cara a obtener un buen resultado deportivo, un deportista necesita tener una técnica perfecta, la forma más eficiente y racional de realización de un ejercicio. La técnica más perfecta es aquella que requiere menor energía para obtener un buen resultado. (3)

Meinel: La define como el procedimiento racional, es decir adecuado y económico para la obtención  de un alto resultado deportivo. Este procedimiento suele surgir y comprobarse en el curso  de la práctica deportiva. Cuanto más perfecta es la técnica menos energía es necesaria para obtener un resultado. (4)

Grosser: La técnica es la realización del al que se aspira, es decir, el método para realizar la acción motriz optima por parte del deportista. (5)

 

Según el Dr. Ibarra Argentino en el 2000 (6)

Buena técnica – Alta eficiencia.

La técnica en nuestro deporte busca alcanzar la máxima velocidad de desplazamiento en una distancia dada a través de una acción motriz propia del deportista y próxima a un movimiento ideal, que le permita la utilización de potencial individual de la forma más racional y económica posible.

 

Evolución de la técnica de Remo. 

La mayoría de los autores consideran que la evolución de la técnica de Remo se inicia a partir de que el norteamericano Babcock se le ocurriera la idea de colocar el carro móvil debajo de los glúteos de los remeros para aumentar el desplazamiento del remero proa – popa y viceversa y obtener así un mayor ángulo de la paletada y con ello un aumento del rendimiento.

En la totalidad de la bibliografía consultada los autores definen 7 modelos por los que ha atravesado el desarrollo de la técnica de Remo (ortodoxa, Fairbairn, Conibear, ADAM, RDA, Rosemberg y  la tendencia actual).

La técnica de la República Democrática Alemana (RDA.)

Estas importantes iniciales en el mundo del remo no son otra que la abreviatura de la República Democrática Alemana. Una inigualable potencia durante los años de su existencia desde 1966 a 1990 ; de la cual recibió Cuba la mayor influencia y hoy día, los entrenadores, que fuimos atletas de alto rendimiento en aquella época, vivimos la evolución a través de los años; pero sin perder la visión de los aciertos de este estilo.

Los cuantiosos medios que esta nación puso al servicio del remo dieron importantes resultados a todos los niveles de la investigación deportiva de nuestro deporte. La técnica que desarrollaron sus remeros supuso una verdadera maduración de las ideas y no ya una mera evolución como habíamos visto hasta entonces.

La técnica de la RDA, si bien mantiene la elevada importancia de la fuerza y el movimiento de las piernas no por ello deja de utilizar el balanceo del cuerpo hacia delante para lograr una elevada longitud de palada adelantando (en punta) el hombro exterior entre las rodillas hasta una posición por delante de estas. En cuple o remos cortos, el remero abre ligeramente sus piernas para permitir que las axilas lleguen a las rodillas. En ninguno de los dos casos el ángulo de la articulación de la rodilla ha llegado al límite. Las vías no se acercan a los zapatos o pedalinas tanto como en la técnica Adam ni por tanto, tienen que ser tan largas. Una vez realizado el ataque, se inicia un rápido movimiento del carro hacia atrás al que se le añade, se le superpone, una extensión hacia atrás del tronco. Desde un primer momento por cada centímetro que se desplaza el carro, el remo debe avanzar algo más que ya le añadimos el balanceo hacia atrás del cuerpo. De este modo cuando el remo está perpendicular al bote, el remero se encuentra aproximadamente a dos tercios del recorrido de su carro y el cuerpo posiblemente ha pasado la vertical hacia atrás. Los brazos inmediatamente empezarán su flexión. La palada se termina con una marcada inclinación del cuerpo hacia atrás y la flexión de los brazos. En remo largo, el hombro exterior debe retroceder  algo más que el interior.

Por otro lado, Theo Korner (Korner, 1979) nos hace un resumen de los puntos más importantes de la técnica de la RDA:

  1. Amplia posición delantera con rodillas relajadas flexionadas (no en extremo) y una inclinación del cuerpo de 60º - 70º aproximadamente.
  2. Comienzo simultáneo de la extensión de piernas y de la cadera.
  3. Empuje largo de las piernas con amplio impulso de la parte superior del cuerpo y aplicación de la tracción de los brazos cuando las manos están en la altura de la rodilla.
  4. Extensión ulterior de las piernas, de la cadera y del tronco hasta la posición trasera natural, con lo que actúan estabilizando la tracción de los brazos que llega a ser máxima al final.
  5. Extensión total del golpe en la tracción final hasta cerca del arco inferior de las costillas.
  6. Después de “manos fuera”, la parte superior del cuerpo se endereza ligeramente y se presta atención a la palabra inferior de la parte superior del cuerpo y al carrito.
  7. Esta sucesión hace posible un deslizamiento sin choques de la masa del deportista hacia popa y con ello un avance uniforme del bote.

Técnica Rosemberg.

Supone una evolución de la técnica de la RDA, ya que es igual a esta en su posición más adelantada o posición de ataque pero una vez realizado este se produce un movimiento explosivo de las piernas de modo que todo el desplazamiento del remo se produce con estas.

Cada centímetro que se mueve el carro supone exactamente el mismo desplazamiento de la empuñadura del remo. No se produce suma de movimiento del cuerpo sobre el desplazamiento del carro. Este sistema se mantiene hasta casi el final del recorrido del carro, de modo que cuando el remo alcanza la perpendicular, las piernas están prácticamente extendidas y el cuerpo aún está algo inclinado hacia delante. A partir de ahí la palada se culmina con la extensión hacia atrás del cuerpo y el final exclusivamente con la flexión de los brazos. La posición final del cuerpo es similar a la de la RDA con un ángulo importante hacia atrás.

Tendencia actual.

Los análisis de la RDA y los múltiples estudios de diversos entrenadores occidentales entre los que cabe destacar al noruego Thor Nilsen, están haciendo llegar algunas conclusiones, por el momento, sobre la técnica de remo.

Parece que las posiciones hacia delante y hacia atrás con un balanceo del cuerpo bastante importante que encontrábamos tanto en la técnica de la RDA como Rosemberg y que ya venia desde Steve Fairbairn se consolidan por ser unánimemente aceptadas. Ahora parece que la mejor manera de llevar el remo, el cuerpo y el carro hacia proa esta en un planteamiento intermedio entre las técnicas de la RDA y Rosemberg y se vuelve la mirada a los viejos razonamientos de Steve Fairbairn en el sentido de que aquello que no seas capaz de realizarlo fácilmente no serás capaz de realizarlo nunca, o sea, buscando una total naturalidad de movimientos.

Descripción de la técnica patrón  de Remo.

El Remo es considerado un deporte técnicamente muy exigente, ya que sólo con el dominio de la técnica se puede conseguir que el bote se desplace lo más rápidamente posible. La fuerza propulsora es intermitente y se repite de forma cíclica, dada la secuencia del remo en sus fases aérea y acuática, por ello la técnica del Remo es clasificada como cíclica. La técnica del remo persigue, pues, reducir al mínimo la aparición de fuerzas negativas y el fenómeno de cabeceo (balanceo de la embarcación de proa a popa provocado por el desplazamiento del remero) y favorecer las fuerzas positivas, es decir, las que favorecen el avance de la embarcación.

El ciclo de la remada para su estudio, diversos autores consideran en dividirla en: entrada, tirada, salida y recuperación. Sin embargo, para controlar los diferentes momentos en la técnica de remo se hace necesario fragmentar aún más el ciclo como lo hacen Nilsen, T. y Korzeniowski, K. (2000): enrada, palada 1, palada 2, palada 3, palada 4, final, recuperación 1, recuperación 2, recuperación 3 y antes de atacar. Para la descripción en esta investigación se hará coincidir ambos criterios ya que pueden ser unidos, los cuales se describen a continuación y se representan gráficamente:

 

IMAGEN_1

FASE DE ENTRADA.

La entrada es el hecho de meter la pala del remo en el agua, por lo que este se produce al levantar solo las manos, manteniéndose el tronco fijo el cual según Nilsen, T. (1983) debe tener un ángulo de 45°. En este movimiento intervienen fundamentalmente los músculos deltoides anterior y medio que se ubican a nivel de la articulación escápulo - humeral  produciéndose un pequeño movimiento de anteversión. La articulación del codo debe permanecer inmóvil así como la de la muñeca.

En el momento del ataque casi todo el cuerpo se ve involucrado en el paso de una situación de relajación a una de fuerte tensión, por lo que esta obligado a un importante esfuerzo de coordinación.

La pala entra por completo antes de empujar con las piernas, es por ello que la misma debe estar cuadrada completamente antes de su entrada, la cual debe ser lo más rápida posible pero sin tirarla, es decir, se coloca en el agua.

 

IMAGEN_2

FASE TIRADA. Subfase, palada 1.

No hay cambios en la postura del cuerpo. El cuerpo se cuelga del remo apoyándose en los zapatos, produciéndose un cambio muy repentino de una situación de gran soltura y relajación muscular a una situación de gran tensión. El trabajo se realiza exclusivamente con las piernas, pasando de flexión a extensión de la articulación de la rodilla (fémoro – tibial – rotuliana) interviniendo fundamentalmente en este movimiento los músculos del cuádriceps femoral y el tibial anterior. Además para la conservación de la postura de la espalda intervienen los músculos  extensores de la espalda.

Según Nilsen, T. (1983) en este momento el ángulo que se forma entre el antebrazo y la mano es de 180°, puesto que si los remeros flexionan la muñeca realizan una contracción indebida de los músculos flexores de la mano y de los dedos, ya que los miembros superiores extendidos desarrollan más fuerza que ligeramente flexionados (Bompa, 1979). Otro indicador es el ángulo formado entre el brazo y el tronco, el cual debe ser de 90° según Nilsen, T. (1983).

Aunque se dividen para su estudio son dos momentos que ocurren simultáneos ya que el remero debe mover su cuerpo de forma que haga coincidir la flexión - extensión de sus extremidades inferiores con la entrada de su remo o remos en el agua y así la fuerza negativa provocada por la presión de los pies en los zapatos se ha de producir cuando ya el remo se encuentre sumergido en el agua hasta el cuello de la paleta, lo que permitirá aplicar la fuerza con mayor efectividad.  

imagen_3

Subfase palada 2.

El cuerpo superior enlaza con el tirón de las piernas. El cuerpo empieza a destrabarse de forma natural por la acción de los músculos extensores de la espalda. Se mantiene la fuerte tensión de los músculos de los miembros inferiores. Los hombros se encuentran parejos en el remo corto y el hombro interior por debajo del exterior en el remo largo. Las extremidades superiores se encuentran extendidas pero sin llegar a estirarse debida a su preparación para iniciar su trabajo. Este es el momento donde los remeros deben aplicar los mayores registros de fuerza debido a que es donde la fuerza resultante se encuentra paralela al desplazamiento del bote.

 

imagen_4

Subfase Palada 3.

Los miembros inferiores finalizan su trabajo por la total extensión de la articulación de la rodilla (fémoro-tibial-rotuliana). El cuerpo superior sigue su balanceo por la acción de los músculos extensores de la espalda. Los miembros superiores empiezan su trabajo a partir de la flexión de la articulación del codo (humero-cubital) donde actúa fundamentalmente el bíceps y la retroversión del brazo a nivel de la articulación del hombro (escápulo-humeral) donde actúan los deltoides medios y posterior, dorsal ancho e  infra espinosos.

En esta subfase comienza el cruce de las manos en el remo corto y en el remo largo el remero finaliza su torsión del tronco para colocarse en la línea media del bote para garantizar la estabilidad.

 

imagen_5

Subfase palada 4.

Este momento es el final del cuerpo atrás, donde los brazos tiran rápido y con fuerza hacia el cuerpo para garantizar el impulso final del bote. Se considera que este se inicia aproximadamente cuando termina el ruede del carro, es decir, las extremidades inferiores están totalmente extendidas y se inicia una flexión a nivel de la articulación humero – cubital (el codo) donde intervienen los músculos bíceps braquial, una anteversión a nivel de la articulación escápulo – humeral (el hombro) donde intervienen los músculos deltoides medio y posterior, infraespinoso, dorsal ancho y trapecio.

A partir de aquí, el tronco continua inclinándose hacia atrás de modo que alcanza su posición más retrasada antes de que los brazos se flexionen por completo de modo que sean estos los últimos en desplazar el remo. El ángulo máximo del tronco  estará entre los 10° y 20° con respecto a la vertical. El antebrazo debe buscar una cierta perpendicular con el remo si bien en esto hay diferencias entre el remo largo y el remo corto que veremos más adelante.

 

imagen_6

FASE SAQUE.

Otros autores prefieren nombrarla como final, debido a que consideran este momento como el final del ciclo y de la aplicación de las fuerzas que favorecen el desplazamiento del bote (fuerzas positivas).

En este momento los miembros superiores mueven el remo hacia abajo y en curva de manera fluida y continua. La pasada termina cuando el remo llega al plano del pecho, momento en el cual hay que sacar el remo del agua. La tensión se transforma en soltura, pero nunca en derrumbe del cuerpo.

Tratando de reducir al mínimo los movimientos verticales el remero saca el remo del agua por medio de una ligera extensión del codo hacia abajo (articulación humero - cubital) utilizando fundamentalmente el músculo tríceps braquial, mientras el tronco se encuentra fijo formando un ángulo de 10° en el remo largo y de 20° en el remo corto con respecto a la vertical tomándose como vértice el hombro. La fijación del tronco se realiza por la contracción de los músculos rectos abdominales, lo que debe ir acompañado de una relajación de los músculos de los hombros y espalda.

La salida del remo del agua debe ejecutarse con relativa rapidez, continuando la propia velocidad que trae el remo, pero sin brusquedad en absoluto. El remo debe salir limpiamente, sin tocar el agua por su cara posterior ni levantar agua por su cara anterior y sin que se aprecie aplicación de fuerza mientras el remo sale. Inmediatamente que la pala este fuera se inicia el próximo ciclo de la remada.

 

FASE RECUPERACIÓN.

imagen_7

Subfase recuperación 1.

Las manos se alejan del cuerpo a velocidad constante mediante la acción de los músculos deltoides anterior a nivel de la articulación del hombro (escápulo-humeral); y de los músculos tríceps a nivel de la articulación del codo (humero-cubital).

El saque de la manos debe ser lo más rápido posible buscando que la paleta se encuentre totalmente descuadrada y evitando el rose de la misma con el agua para garantizar la estabilidad del bote.

 

imagen_8

Subfase recuperación 2.

Las manos han sobrepasado las rodillas antes de iniciar el recorrido del carro hacia popa. El tronco empieza a preparar su ángulo de ataque el cual se debe completar en este momento, esta acción es realizada fundamentalmente por los músculos rectos abdominales. Los hombros tienen que estar relajados, así como el tronco tiene que mantener una postura erguida por la acción de la musculatura extensora de la espalda.

 

imagen_8

Subfase recuperación 3.

El carro se encuentra a medio camino por la flexión de los miembros inferiores y la acción de los músculos del bíceps femoral. El tronco ha alcanzado la inclinación necesaria y los miembros superiores se encuentran extendidos llegando a su posición de ataque.

En el remo largo el miembro inferior externo realiza una pequeña apertura para permitir que avance el tronco y el miembro superior externo, debido a la torsión que realiza el tronco por la acción de los oblicuos del abdomen.

Al igual que en resto de la recuperación los hombros tienen que estar relajados y estar totalmente concentrado en el movimiento.

 

imagen_9

Subfase antes de atacar.

El carro realiza el último tramo. Todos los movimientos han finalizado, excepto el último movimiento del carro. Los hombros están relajados y el remero se concentra para realizar un ataque directo.

Los tobillos, las rodillas y la cadera completan los últimos grados de flexión, con lo cual el carrito llega al extremo de las vías.

En forma de resumen sobre algunos aspectos cuantitativos de la técnica (véase tabla 1) donde según Nilsen (1983) se muestran los valores más significativos para el estudio de la ejecución de la técnica de remo.

Ejercicios para el control del bote:

Con estos ejercicios se busca entre otras cosas mejorar la ejecución técnica de la entrada del remo al agua, coordinación, concentración, equilibrio y habilidades sobre el bote.

- Para la partida: Estudios han comprobado que a los 50 m se alcanza la velocidad máxima. Pasada esta distancia, se debe mantener el ritmo de remada, ya para esto se recomiendan los siguientes ejercicios:

Remadas medias: Se utiliza la mitad del carro partiendo con una frecuencia de remada media. Se dará importancia al retiro rápido de las manos.

Partidas sobre la marcha: Es más fácil dominar que la partida desde la posición de reposo. A partir del movimiento normal se realizan series de partidas con desplazamiento normal. En una distancia de 1000 m podrán incluirse 4 – 6 series de partida.

Partida desde la posición de reposo: Elevación en el despliegue de fuerza hasta llegar a un máximo. Ascensión desde una frecuencia de remada baja a una frecuencia alta. Primero se practicará en aguas lisas, luego en aguas con más movimiento y luego en condiciones más difíciles.

Ejercicios para mejorar la aplicación de la fuerza durante la fase activa:

a). Contar la cantidad de paletadas realizadas en una distancia determinada. Luego dividir el # de paletadas por la distancia recorrida. Se determinan los metros recorridos en cada paletada. (Distancia / # de paletadas)= m/p.

b). Tratar de dar menos paletadas cada vez que recorra esa misma distancia, manteniendo la misma boga o frecuencia de paletadas por minuto.

 

Objetivos de este ejercicio:

  1. Lograr la potencia máxima mediante la secuencia adecuada de los músculos contribuyentes desde los más fuertes hasta los más débiles.

  • PRIMERO LAS PIERNAS: Los cuadriceps.
  • Después, LA ESPALDA: Región sacro lumbar.
  • Después, LOS HOMBROS Y BRAZOS: El latíssimus dorsi, trapecios, romboides y bíceps.
  1. Desarrollar la coordinación para la correcta aplicación de la fuerza de los diferentes planos musculares que intervienen en el movimiento de Remo.
  2. Desarrollar la concentración necesaria para lograr un ruede libre acorde con la boga a que se rema.
  3. Aumentar el equilibrio adecuado para no rozar agua con las paletas.
  4. Aumentar la atención necesaria para  lograr una correcta conducción de la embarcación mediante el timoneo.

 

CONCLUSIONES

 

  1. A partir de la literatura consultada se caracterizó cada uno de los modelos técnicos utilizados hasta la técnica actual de Remo, profundizando en los indicadores que se establecen para su control, así como la determinación de los principales aspectos para la corrección de errores.
  2. Las atletas de la categoría peso abierto de la preselección nacional de Remo, presentan deficiencias en la ejecución técnica susceptibles de mejorar, a pesar de algunas carencias de recursos materiales.
  3. Se sometió a valoración de los especialistas el conjunto de ejercicios propuestos para mejorar la ejecución técnica de la remada, siendo evaluada de Bien por el 75% y de Regular por el 25%, además la mayoría concluyeron en sus criterios, la utilidad práctica que tiene para fortalecer la preparación técnica de los remeros.

 

BIBLIOGRAFÍA.

  1. Bompa, T. O. (1983): Theory and methodology of Training: the Key to Athletic Performance. Dubuque, lowa: Kendall/Hunt Publishing Company.
  2. Barrios, R. El rendimiento deportivo. Disponible en: http://www.clubpinocho.com/Apuntes/apuntes34.htm. Consultado el 5 de abril de 2008.
  3. Domínguez. Yosniel. (2008) Sánchez. Sistema de ejercicio para el aprendizaje en el período inicial de la técnica de la remada en la canoa en atletas de 11 a 12 años que ingresan a la academia provincial de deportes náuticos del municipio Mariel.
  4. FISA. (2005): Effective Sculling. DVD-ROOM Athens 2004 Olympic Rowing. Regatta Footage.
  5. Forteza, A. (2001): Entretenimiento Deportivo: Ciencia e Innovación Tecnológica. La Habana. Editorial Científico Técnica.
  6. Forteza, A. (2000): El problema científico en el entrenamiento deportivo. Disponible en: http://www.efdeportes.com/. Consultado el: 10 de mayo de 2008.
  7. Grosser, M. y Cols. (1989): Alto Rendimiento Deportivo: Planificación y Desarrollo. Barcelona, España: Ediciones Martínez Roca, S.A.
  8. Harre, D. (1988): Teoría del entrenamiento deportivo. Ciudad de la Habana. Editorial Científica – Técnica.
  9. Herberger, E. (1984): Remo. Ciudad de La Habana. Editorial Científico – Técnica.
  10. Hernández Prado, C. M. (2000): Sistema de control biomecánico para retroalimentar la carrera de cien metros planos. Tesis de grado (doctor en Ciencias de la Cultura Física). La Habana, ISCF ¨Manuel Fajardo¨.
  11. Kleshnev, V. Modelling of distance per stroke. Disponible en: http://www.biorow.com/. Consultado el 14 de mayo de 2008.
  12. Matveev, L. (1983): Fundamento del entrenamiento deportivo. Moscú. Editorial Ráduga.
  13. Mena Hernández, M. (2001): El control y la evaluación, elementos de dirección y regulación del proceso de entrenamiento. ISCF.
  14. Nilsen, T. (s.a): Manual de Remo Olímpico para entrenadores de clubes. FISA. World Rowing.
  15. Nolte, V. (2004): Biomechanical Principles of rowing. Presentation in University of Matanzas. Cuba.
  16. Nolte, V. y McLaughlin, S. (2005): The Balance of Crew Rowing Boats. Malaysian Journal of Sport Science and Recreation, (1), 1, 51 – 63.
  17. Nolte, V. (2005): Rowing Faster. Human Kinetics. US. 111-123, 141-154, 177-184.
  18. Nolte, V. (2007): Introduction to the Biomechanics of Rowing. Disponible en: http://arcrsa.blogspot.com/2007/07/introduction-to-biomechanics-of-rowing.html. Consultado el: 20 de mayo de 2008.
  19. Ozolin, N. G. (1983): Sistema contemporáneo del entrenamiento deportivo. La Habana. Editorial Científico – Técnica.
  20. Platonov, V. N. (1994): El Entrenamiento Deportivo: Teoría y Metodología. Barcelona. Editorial Paidotribo, S.A.
  21. Tamayo. Rafael. A. Hilario. (2008) Propuesta de un Sitio Web para la preparación de los entrenadores de la especialidad de canoa en la Escuela Nacional de Remo y Canotaje “José Smith Comas”.
  22. Utria. Gerardo. Barrera. (2009). Trabajo Diploma. Análisis  cinemático de la ejecución de la remada a la modalidad  single  hombre  peso abierto  de la Selección Nacional de Remo.
  23. Zatsiorski, V. M. (1989): Metodología deportiva. Moscú. Editorial Planeta.
  24. Zissu, M. (2005): Evaluación biomecánica del atleta de alto rendimiento. Caracas. IND ¨ Instituto Nacional de Deporte ¨