Palabras claves: CULTURA FISICA/  FLEXIBILIDAD/ MOTIVACION

Título: La competencia comunicativa en el enfoque actual de la lengua   en la Universidad de Ciencias de la Cultura Física y el Deporte “Manuel Fajardo”

Autores: M.Sc.Vivian García Cabrera. Prof. Asistente de Español UCCFD”Manuel Fajardo”

Lic. Janet Otero Brandes. Profesora Instructora de Español UCCFD”Manuel Fajardo”

Lic.Niurca Bequer Prendes Profesora Instructora de Español UCCFD”Manuel Fajardo”

Fecha de Publicación: 23 de Febrero del 2011

RESUMEN

El lenguaje es una forma especial de relación entre los hombres,  un instrumento del pensamiento que permite la organización de las ideas y su expresión coherente. Sin embargo, existe falta de dominio del léxico  categorial de la especialidad en los estudiantes, dificultades en materia de pronunciación y de sintaxis en dicho componente y problemas con la escucha eficiente que atentan contra la comunicación  Por ello el presente trabajo  aborda la necesidad de desarrollar la competencia comunicativa como componente del enfoque actual de la lengua: el enfoque comunicativo el cual pretende contribuir al objetivo general de dicha enseñanza consistente en que los alumnos adquieran y desarrollen habilidades comunicativas y conocimientos lingüísticos para llevar a cabo la comunicación interpersonal, es decir, formar comunicadores eficientes.

Los objetivos pedagógicos y el encargo social reclaman del estudiante de Cultura Física estar mejor preparados en todos los sentidos. Esto implica desarrollar en nuestros alumnos comportamientos verbales competentes mediante actividades y ejercicios que estimulen la motivación, la flexibilidad y creatividad de los estudiantes.

INTRODUCCIÓN

El lenguaje tiene una historia tan vieja como la humanidad misma. Se reconoce  que es un importante elemento diferenciador entre el hombre y los animales.

Es el lenguaje, sin lugar a dudas, lo más importante que el ser humano posee a partir del momento en que sintió la necesidad de decirle algo a sus semejantes. Por supuesto, la actividad conjunta fue la que permitió entonces el surgimiento de la comunicación entre los hombres. “La necesidad creó el órgano” como planteara Engels (1963) (1). Todo ello confirma que la actividad, especialmente el trabajo, fue la base de la condición humana. Precisamente,  la categoría actividad es propia de la psicología marxista, y para el presente trabajo posee valor metodológico, pues únicamente durante la actividad comunicativa puede el hombre desarrollar su capacidad de relacionarse con los demás.

A través de la historia de la humanidad, el lenguaje se fue desarrollando cada vez más, y convirtiéndose en un instrumento de socialización. Él ha estado siempre junto a otros elementos importantes de la vida del hombre; religiones, regímenes políticos, culturas, familia, relaciones económicas, etc.

El lenguaje constituye el elemento esencial para la comunicación humana y la expresión del pensamiento. Ambos, pensamiento y lenguaje se condicionan mutuamente y forman una unidad dialéctica. Por esto el idioma como un tipo particular del lenguaje, tiene una función clave en el proceso docente – educativo. Es necesario lograr que los alumnos se expresen con claridad fluidez y precisión, que sean capaces de comprender e interpretar el pensamiento ajeno y que utilicen correctamente los diversos recursos que la lengua ofrece.

El desarrollo de la sociedad trae implícito, a su vez, el desarrollo de la comunicación, lo que ha llevado a que en la actualidad haya vertiginosos avances en este campo. Como toda actividad humana, ha sido objeto de innumerables investigaciones y de ella se han ocupado muchas ramas de la ciencia como la psicología, la sociología, la semiótica, la lingüística y otras que surgieron más recientemente, como la psicolingüística, la sociolingüística y la neurolingüística.

Como se ha comprobado, la lengua precede al individuo, el que, desde su nacimiento  y  a partir de sus necesidades, se ve obligado a aprenderla. Antes de llegar a la escuela, ya hay en el niño una formación lingüística proporcionada por la familia y por una comunidad determinada. Corresponde después a la escuela incidir en el desarrollo del lenguaje.

DESARROLLO

En las últimas décadas de siglo XX, con el desarrollo de la psicolingüística y la sociolingüística, el problema de la comunicación y su importancia en todos los ámbitos de la vida del hombre ha requerido el retorno hacia el estudio del papel social del lenguaje, con lo que se ha abierto el camino de las investigaciones orientadas a su análisis en las condiciones concretas en que el hombre lo produce.

Antes de los años 60, por ejemplo, la visión que existía de la lengua era fundamentalmente gramaticalista, es decir, se le consideraba básicamente como materia de conocimiento por cuanto era un conjunto cerrado de contenidos que había que analizar, memorizar y aprender: la fonética y la ortografía, la morfosintaxis y el léxico.

A partir de esos años, como resultado de las aportaciones de las ciencias citadas, se ha desarrollado una visión funcionalista y comunicativa de la lengua, o sea, que pone énfasis en el uso. Aprender lengua significa aprender a usarla, a comunicarse. La gramática y el léxico han pasado a ser instrumentos en la consecución de ese fin.

Noam Chomsky,  destacado lingüísta norteamericano, antes de los años 60 enarboló el concepto de competencia  lingüística en el marco de su teoría de la lingüística generativa transformacional, la que abarca el conjunto de la gramática: la fonología, la morfología, la sintaxis y el léxico. Su esencia era construir oraciones gramaticalmente correctas.

Otro concepto, el de competencia comunicativa, mucho más amplio y complejo, lo propone el etnógrafo  Dell Hymes (1967) para justificar que se necesita otro tipo de conocimientos, además de la gramática para usar el lenguaje con propiedad.  La define así: “Es la suma de las experiencias que se acumulan en el uso de la lengua que se evidencia del conocimiento de los medios lingüísticos, su disponibilidad y su empleo en la comunicación”.

El concepto de competencia es hoy día objeto de múltiples discusiones y de muchas definiciones teóricas.

Generalmente se entiende por competencia a las capacidades complejas que poseen distintos grados de integración y se ponen de manifiesto en una gran variedad de situaciones correspondientes a los diversos ámbitos de la vida humana, profesional y social.

La definición de competencia comprende:

  1. Saberes (de procesos, de gestión, de sociabilidad), capacidades (reales, centradas en desempeños). Lo que implica desarrollar:
  2. Conocimientos – Habilidades – Hábitos – Actitudes - Valores no potenciales, sino reales, comprendidas  por el sujeto (discusión, consulta decisión), transferibles de una a otras ocupaciones.

Para Rodolfo Acosta: “La competencia comunicativa es el objetivo más general e importante desde posiciones lingüísticas, psicológicas y pedagógicas, aunque desde esta última se convierte también en medio para la formación multilateral de los educandos que es, en definitiva, el fin de la educación”. (2)

Con esta concepción se rompe la tradición de utilizar sólo la gramática como contenido de la enseñanza, para añadir otros aspectos.

La Dra. Angelina Roméu (1995) define la competencia comunicativa como:

“Capacidad del individuo para operar con competencia lingüística (habilidad para emplear los medios o recursos lingüísticos); competencia sociolingüística (habilidad para adecuar los medios lingüísticos a las características de la situación y el contexto); competencia discursiva (habilidad para relacionar coherentemente las partes del discurso); y competencia estratégica (habilidad para iniciar, desarrollar y concluir la comunicación, en una situación determinada)”  (3)

Basándose en estos criterios la citada autora alude al hecho de que la competencia comunicativa se logra en la medida en que el alumno llegue a convertirse en un comunicador eficiente, para lo cual supone:

a) Comprender lo que otros tratan de significar, entendida la comprensión como un acto individual, original y creador.

b) Poseer una cultura lingüística y literaria, adquirida en el proceso de análisis de diferentes textos y en el descubrimiento de la funcionalidad de los recursos lingüísticos, empleados por el emisor en la construcción de significados. Dichos textos sirven de modelos constructivos en diferentes estilos (coloquial, científico técnico y literario o artístico) y mediante su análisis (semántico, lingüístico y pragmático) el alumno no sólo adquiere conocimientos lingüísticos y literarios, sino que también toma conciencia de la utilidad de dichos conocimientos para la comunicación.

c) Construir textos en diferentes estilos, según las exigencias de la situación comunicativa en que se encuentre y haciendo un uso efectivo de los medios lingüísticos necesarios para establecer la comunicación de  acuerdo con las características de las diferentes normas. (1995)

Son estos los llamados componentes funcionales (comprensión, análisis y construcción), en los que la autora plantea que se centran las habilidades esenciales que la escuela debe contribuir a desarrollar; para ello tiene en cuenta tanto el aspecto cognitivo como el constructivo del aprendizaje.

Por lo  analizado, se infiere que el Enfoque Comunicativo como nuevo planteamiento didáctico surge por los avances operados fundamentalmente en Europa. Autores como Van Dijk, Petrofi, Barthes, Bernárdez, Casado Velarde, Eco y otros muchos, sentaron las bases con sus análisis, criterios y acciones. En América, autores como Marina Parra y Ángel Luis Baena, colombianos, han prestado atención a estos logros y han contribuido a su aplicación. En Cuba, en particular, se comienza casi a andar en estos caminos en la enseñanza de la lengua materna, porque ya se había comenzado en la de las lenguas extranjeras y hay algunas experiencias. Las investigaciones realizadas, sobre todo por la Dra. Angelina Roméu, aportan elementos, para una enseñanza centrada en los procesos de comprensión, análisis y construcción de textos.

Sin embargo, existe una contradicción entre las concepciones más actuales de la enseñanza de la lengua y la forma en que se entrenan actualmente a nuestros estudiantes, porque no se ha sido consecuente con esta enseñanza.

Entre las deficiencias detectadas en los estudiantes de cultura física se encuentran además:

  • Insuficiente desarrollo de las habilidades comunicativas, pues carecen de la preparación y las estrategias necesarias para realizar con profundidad la comprensión de cualquier tipo de texto y poder construir su propio discurso, a partir de una idea relacionada con el texto.
  • Pobreza léxica, lenguaje viciado.
  • Dificultad en el orden lógico de las ideas.
  • Falta de claridad en las ideas.
  • Dificultades del léxico categorial de la especialidad.
  • Tono de voz inadecuado.
  • Uso incorrecto del lenguaje gestual.

 

A pesar del enfoque comunicativo, en los programas existen dificultades en la concepción de las clases porque el profesor evalúa más el contenido y no la forma en que el estudiante se expresa, el trabajo con las macrohabilidades lingüísticas y los componentes funcionales no es suficiente, las actividades que se realizan en las clases se asemejan a la enseñanza tradicional y se han podido constatar deficiencias en la expresión oral y en la comprensión auditiva que demuestran la necesidad de asumir el estudio del tema.

Son aspectos por los cuales hay que trabajar en las clases porque por lo general los estudiantes carecen de estas habilidades, en ocasiones, por falta de un sustento pedagógico actualizado y la no aplicación del programa director. Por tanto, corresponde a los profesores desarrollar la concepción de la lengua como medio esencial de cognición, comunicación social, de desarrollo personológico  y socio cultural  del individuo y promover el estudio del lenguaje con carácter interdisciplinario, contribuyendo al desarrollo del futuro graduado.

El desempeño profesional de la educación está asociado al desarrollo de la competencia comunicativa que fortalece los sentimientos, posibilita la flexibilidad de pensamiento y establece buenas relaciones que favorecen la comunicación.

En la actualidad la Educación Superior exige un desempeño mayor que haga de la educación un proceso de comunicación dialogado, que de manera especial el trabajo esté centrado en los  estudiantes de esta enseñanza. Esto requiere que a los contenidos del programa de las asignaturas del  ejercicio de la profesión se le sume el estudio del argot y de los registros lingüísticos propios de su futura actividad laboral para adecuar la expresión oral y escrita  a la comunicación profesional que emplearían una vez graduados por lo que deben aprender los modelos estandarizados para comunicaciones de estas características, donde logren una actuación competente como comunicadores; en primer lugar, en su desempeño como estudiantes y después en sus relaciones interpersonales y para su vida social en general. Ello implica   potenciar el desarrollo de habilidades comunicativas que pretende centrar toda la atención en la comunicación  como proceso formativo.

Con la implementación del Plan “D” a partir del curso 2008-2009 y la aplicación de la Instrucción Ortográfica 1/09 se  desarrolla un trabajo arduo de vinculación e integración con las asignaturas básicas de la especialidad, con el objetivo de formar profesionales competentes capaces de enfrentarse al reto de resolver problemas diversos en variadas condiciones, con gran eficiencia y alto nivel de competitividad,  con una alta cultura idiomática y una cultura general integral.

Es  evidente el énfasis que se pone en que el profesor de Cultura Física necesita estar preparado en los fundamentos del enfoque actual de la lengua. No puede centrarse la enseñanza en un solo marco, sino que debe abarcar todos aquellos que le permitan al hombre una comunicación adecuada, es decir, es importante tener en cuenta también el trabajo con el estilo científico o profesional, para lo cual supone utilizar los patrones retóricos de la comunicación profesional en los cuales demuestre fluidez de las ideas, dominio del vocabulario técnico y  correcta pronunciación. Para ello la lengua debe ser enseñada como objetivo vivo, condicionado siempre por contenidos situacionales, culturales, afectivos y volitivos que le dan sentido a las estructuras lingüísticas y permite al estudiante desenvolverse en la dimensión pragmática o vivencial. Por tanto el enfoque metodológico para la enseñanza de problemas relacionados con el lenguaje tiene que partir del trabajo con situaciones comunicativas concretas y contextualizadas.

Constituye una aspiración de la Universidad de Ciencias de la Cultura Física y el Deporte perfeccionar cada vez más el proceso de enseñanza aprendizaje en aras de capacitar al profesor para influir de modo positivo sobre la actividad  de los alumnos orientándolos en la dirección del aprendizaje. El maestro debe  llegar a convencer al alumno acerca de la relación íntima del habla  con su trabajo futuro. Además insistir en cómo la comunicación no se limita a la expresión oral o escrita. A través de nuestros movimientos, gestos, miradas, en fin mediante el lenguaje corporal,  de gran utilidad en el ámbito deportivo, el hablante trasmite información, se relaciona, se comunica y la entonación y el contexto en que desenvuelve van a influir en sus relaciones interpersonales.

La enseñanza de la lengua, según Luis González Nieto, no puede concebirse como una serie de recetas válidas para cualquier situación(4).Este planteamiento debe ser aplicado de forma sistemática y dinámica, mediante el reconocimiento del entorno sociocultural determinado; de ahí la necesidad de plantearse qué conocimientos deben adquirir los alumnos en función de determinados fines educativos que  conforman los valores de la ética del graduado de cultura física y teniendo en cuenta a la vez el desarrollo del pensamiento reflexivo, crítico, autocrítico y creativo que le permitan interactuar con su medio y transformarlo mediante el empleo del razonamiento verbal y lógico.

La enseñanza de la lengua, centrada en la didáctica del habla constituye una concepción metodológica que se centra en el problema de la comunicación, permite a los estudiantes en las clases poner en práctica códigos  mediante ejercicios que tienen en cuenta sus necesidades lingüísticas,  motivaciones e intereses, donde incorpore maneras de pensar, sentir con formas lingüísticas adecuadas y la lengua que aprende es real y contextualizada.

Por tanto, las actividades con  enfoque comunicativo  para desarrollar habilidades comunicativas en el profesional de cultura física deben contribuir a que en cada acción el alumno emplee su lengua materna con corrección y fluidez, de modo que sean capaces de exponer sus ideas en cada situación en que se encuentre, el intercambio de ideas entre los alumnos, la confrontación de puntos de vista sobre la manera de hacer las cosas, la elaboración, la revisión y corrección de los textos en grupos son formas de practicar el enfoque comunicativo.  A estos efectos se puede estructurar el proceso de enseñanza aprendizaje de las asignaturas hacia la búsqueda activa del conocimiento por el alumno y al desarrollo de las habilidades comunicativas: escuchar, leer, hablar y escribir teniendo en cuenta un sistema de actividades que lo mantenga en una posición activa desde la orientación, durante la ejecución y en el control de la actividad, bajo la dirección del docente.  Para ello es necesario:

-Crear un ambiente afectivo en las clases que contribuya a las relaciones entre profesores y estudiantes  y de los estudiantes entre sí.

-Promover el desarrollo de la expresión oral y escrita mediante la aplicación de  la Estrategia de la Lengua Materna que  responde a los intereses y  necesidades de los estudiantes.

-Trabajar con textos variados (deportivos, literarios coloquiales).

-Propiciar la lectura de diferentes tipos de textos.

-Lograr una correcta expresión extraverbal (tono de voz, gestos) debido a su importancia en el deporte.

-Estimular la construcción de textos escritos, teniendo en cuenta sus propiedades básicas: la coherencia y cohesión. Además del trabajo ortográfico como instrumento para desarrollar la competencia comunicativa.

-Intercambiar ideas, elaborar, revisar y corregir textos en grupos, educando a los estudiantes en la escucha eficiente.

-Confrontar puntos de vistas y reflexionar sobre la manera de hacer las cosas para influir positivamente en los estudiantes.

-Desarrollar actividades formales e informales en la escuela para enriquecer la expresión oral y mejorar las prácticas de lectura y escritura y ortografía. Por ejemplo: Olimpiadas de Español, Jornada del Idioma, etc.

 

CONCLUSIONES

El empleo del repertorio lingüístico de la especialidad y del enfoque comunicativo como concepción metodológica de la enseñanza de la lengua materna prepara al estudiante para desarrollar sus producciones lingüísticas en el entorno sociocultural.

El profesional de la Cultura Física necesita desarrollar su competencia comunicativa para que su actuación como comunicador se corresponda con la expectativa social del país.

 

Referencias Bibliográficas

1-Engels, Federico. El papel del trabajo en la transformación de mono en hombre. Obras Escogidas. Editorial Moscú. Pág. 273.

 

2-Acosta, Rodolfo   El enfoque comunicativo y la enseñanza del español como lengua materna / Rodolfo Acosta, Félix Pérez.-- Pinar del Río: Instituto Superior Pedagógico, [s.a.].-- 8 h.

 

3-Roméu Escobar, Angelina. (1995) Aplicación del enfoque comunicativo en la Escuela Media: comprensión, análisis y construcción de textos. ISPEJV, La Habana

 

4-González Nieto, L. (1992) Lengua y literatura en la Educación Secundaria: una fundamentación disciplinar y didáctica. En Revista Encuentros, Tenerife, marzo.

 

Bibliografía

1- Acosta, Rodolfo.  El enfoque comunicativo y la enseñanza del español como lengua materna / Rodolfo Acosta, Félix Pérez.-- Pinar del Río: Instituto Superior Pedagógico, [s.a.].-- 8 h.

2-Beuchot, Cecilia. (1989) Escuchar. El punto de partida en Lectura y vida. Argentina.

3-Engels, Federico. El papel del trabajo en la transformación de mono en hombre. Obras Escogidas. Editorial Moscú. Pág. 273.

4-Fernández, Ana María. (2002) Comunicación educativa. Editorial Pueblo y    Educación.

5-González Sabio, María A. (2002) Propuesta metodológica para el       trabajo con los    textos publicitarios en la Enseñanza Técnica Profesional. Tesis      en opción al Título académico de Máster. Instituto Superior Pedagógico Enrique José Varona. La Habana.

6-González  Nieto, Luis. (1992) Lengua y literatura en la Educación Secundaria: una fundamentación disciplinar y didáctica. En Revista Encuentros, Tenerife, marzo.

7-Llernadi Oliva, Mayra. (2004) Propuesta de un cuaderno de ejercicios para el desarrollo de la competencia comunicativa en los estudiantes de Secundaria Básica-Tesis en opción al Título Académico de Máster en Educación. ISP” Enrique José Varona”

8-Pérez Viera, Odalys. (2006) Un Sistema de Capacitación para el desarrollo de la competencia comunicativa en los dirigentes de la Educación Técnica y Profesional. Tesis en opción al grado Científico de Doctora. ISPETP.

9-Purón Sierra, Maricela(1999). El ciclo de comprensión en el programa de superación para profesores de Español – Literatura de provincia Habana. – 1999 – 108 h. —Tesis en opción al Título académico de Máster en Pedagogía Profesional. ISPETP. La Habana.

10-Quintana  Padrón, Anisia. (2006) Sistema de tareas docentes con un enfoque cognitivo, comunicativo y sociocultural para el desarrollo de habilidades comunicativas en los escolares de cuarto grado de la Enseñanza Primaria –Tesis en opción al Título académico de Máster en Didáctica del Español y la Literatura .ISPEJV. La Habana, 2006.

11-Roméu Escobar, Angelina. (1995)Aplicación del enfoque comunicativo en la Escuela Media: comprensión, análisis y construcción de textos. ISPEJV, La Habana